Pérgolas con láminas orientables. Un espacio externo natural, durante todo el año

11.21 — Pratic Mag

Representan la máxima expresión tecnológica en el sector de las protecciones contra el sol y son capaces de combinar diseño, confort y excepcionales cualidades de sostenibilidad, que permiten reducir el impacto ambiental de la vida al aire libre, como son los procesos contaminantes producidos por las emisiones y el consumo de energía. Las pérgolas con láminas orientables Pratic son estructuras avanzadas y diseñadas de acuerdo con los dictámenes de la arquitectura bioclimática, que fomenta el bienestar del individuo y del paisaje a través de la búsqueda de un confort térmico y luminoso natural.

La cubierta con láminas orientables y retráctiles de estos modelos aprovecha elementos como la luz solar, el viento y la circulación del aire para obtener las condiciones climáticas ideales para disfrutar de los espacios de la pérgola en cualquier período del año. Todo ello gracias a una gestión completamente automatizada, funciones opcionales y una alta calidad proyectual que permite adaptar la estructura a cualquier necesidad de uso.

1. Pérgolas bioclimáticas con láminas protectoras contra el sol

Las pérgolas bioclimáticas con láminas protectoras contra el sol Pratic están realizadas con materiales resistentes y renovables (entre ellos, aluminio, acero y vidrio) que permiten que la estructura dure a lo largo del tiempo y que sea totalmente reciclable al final de su vida útil. Un aspecto de sostenibilidad que abarca también los procesos de pintado: las pérgolas con láminas orientables puede personalizarse con los 38 colores de la paleta Pratic o con tonalidades a solicitud, todas ellas con impacto cero y obtenidas utilizando únicamente materiales no tóxicos y no contaminantes, cuyos residuos se recuperan al 97 por ciento.

El primer espacio que permite disfrutar de todas las estaciones del año y con cualquier condición meteorológica, ya que las láminas protectoras contra el sol de la pérgola se cierran por completo y, en combinación con los ventanales perimetrales, correderos o fijos, resguardan y protegen el espacio interior. Sin embargo, el contacto con el exterior siempre está asegurado: los cierres de vidrio templado, resistentes al agua, al aire y al viento, garantizan una vista panorámica, incluso en sus versiones ahumada, bruñida y espejada. Esta última permite obtener incluso más privacidad, gracias a su superficie reflectante que hace que el espacio de la pérgola con láminas orientables esté protegido de las miradas desde el exterior.

Por último, de noche, se puede recrear una atmósfera ideal, a través de la iluminación LED perimetral, variable en intensidad y color, y de los focos Spot Light y Quadra Light, con luz blanca cálida, integrados en las láminas.

Pérgola bioclimática Opera con lamas regulables y sistema Quadra Light

2. Pérgolas con láminas orientables

Entre los diferentes tipos de pérgolas bioclimáticas, las de láminas orientables de aluminiotienen la ventaja de poder regular la inclinación de la cubierta de cero a 140 grados, con muchísimas opciones intermedias.

Esta tecnología está concebida para modular la iluminación directa e indirecta en función de la orientación del sol y de la intensidad de la luz deseada. Por el contrario, en caso de desear más sombra, la cubierta se cierra y el perímetro protegido con toldos de caída, integrados en los perfiles horizontales de las pérgolas con láminas orientables, con un grosor de solo 22 centímetros. Además, el grado de apertura de las láminas ofrece una circulación del aire diferenciada, de acuerdo a las necesidades. De esta manera, incluso una pequeña apertura permite que la pérgola obtenga una agradable brisa y aire fresco.

Vista aérea de los módulos de la pérgola bioclimática Opera con lamas ajustables

3. Pérgolas con láminas retráctiles

Para aquellos que, por el contrario, deseen una apertura completa del espacio, la solución ideal es una pérgola con láminas retráctiles. En  este caso, se puede ordenar el retroceso para dejar al descubierto el espacio, incluso en dirección al cielo: las láminas plegablesse deslizan con un movimiento fluido y silencioso, superponiéndose unas a otras hasta ocupar un espacio reducido y casi desaparecer, para favorecer las vistas al paisaje circunstante.

Una innovación que es especialmente eficaz para obtener una versatilidad aún mayor de los espacios al aire libre, que encuentran en las pérgolas con láminas retráctiles la perfecta combinación entre protección y apertura. Una característica especialmente indicada para espacios como terrazas, áticos y pequeños jardines, cuya superficie está ocupada por completo por la pérgola y que necesitan, por tanto, una estructura con cubierta móvil.

4. Automatización de las pérgolas con láminas

Gestionar el movimiento de las láminas, así como el funcionamiento de los toldos de caída y la iluminación, es sencillo e intuitivo, gracias a las tecnologías diseñadas  por Pratic.

Las automatizaciones de las pérgolas con láminas se gestionan a través de un mando a distancia, de uno a cinco canales, en versión instalada en la pared o portátil. Si, por el contrario, se desean coordinar todas las funciones de la pérgola con láminas orientables también a distancia, Pratic ofrece unos innovadores sistemas domóticos que se activan a través de una aplicación en un smartphone o tablet (compatible con Android e IOS): un beneficio incluso para aquellos que ya posean un sistema domótico, ya que los sistemas Pratic son compatibles y se pueden integrar con los ya existentes.

Una novedad en lo que respecta a las automatizaciones de las pérgolas con láminas la ofrecen Google Home y Amazon Alexa, que permiten crear diferentes escenarios al aire libre, a través de la voz. Basta con un simple comando de voz para orientar las láminas protectoras contra el sol, enrollar los toldos o regular la iluminación.

Unas automatizaciones que se activan también a través de los cambios meteorológicos. Cada pérgola bioclimática con láminas protectoras contra el sol se puede combinar con sensores climáticos que se activan de forma inmediata y autónoma con el viento, la lluvia, la nieve y la intensidad de los rayos del sol, protegiendo el espacio interior de la pérgola y preservándola de posibles daños.

Pérgolas Brera con sistema automatizado de manipulación de palas retráctiles

5. Profundidad variable de las láminas

Las pérgolas con láminas orientables Pratic están diseñadas y realizadas de forma personalizada en cada proyecto. Autoportantes, para instalar en la pared o dentro de nichos, se caracterizan por sus dimensiones siempre a medida: el ancho de la pérgola se calcula con precisión milimétrica y su profundidad es variable según las necesidades y tiene una tolerancia de un centímetro.

El sistema de profundidad variable de las láminas concebido por Pratic ofrece la ventaja única de poder realizar la propia pérgola con las medidas perfectas para el espacio de instalación, sin las limitaciones de la profundidad asociada al paso de las láminas, de 20 centímetros de ancho. Una solución aplicable a todos los modelos de pérgolas bioclimáticas con láminas protectoras contra el sole incluso en caso de configuraciones con varios módulos yuxtapuestos.

6. Sensor de obstáculo

Entre las funciones que Pratic ha decidido integrar en sus pérgolas con láminas orientables está el práctico sensor de obstáculo. Este sistema garantiza la seguridad de la estructura y, en especial, de la cubierta, detectando la presencia de obstáculos en el momento de cierre de las láminas.

De esta manera, el sensor permite bloquear el movimiento y proteger las láminas de posibles funcionamientos incorrectos.

7. Desagüe y drenaje

Incluso en caso de lluvia y mal tiempo, se puede disfrutar siempre del confort único de las pérgolas con láminas orientables Pratic. Estas están perfectamente protegidas gracias al cierrE de las láminas, que favorece, al mismo tiempo, el desagüe del agua de lluvia dentro del sistema de canalones integrado en los perfiles horizontales y en los pilares.

Totalmente invisible, el sistema de desagüe del agua y de drenaje se puede integrar en cualquier tipo de soporte de suelo, desde los estándar a los telescópicos, cuya altura se puede regular hasta cinco centímetros. Para cada módulo autoportante hay previstos un mínimo de dos desagüesy uno más por cada módulo yuxtapuesto adicional.

El desagüe tiene diferentes opciones de situación: frontal, lateral y en el suelo. Los tres permiten que el agua fluya por debajo y fuera de la pérgola, evitando cualquier filtración.

InfPor último, para prevenir la acumulación de posibles residuos de lluvia, las láminas protectoras contra el sol,en el momento de su reapertura, mantienen una inclinación fija de 30-45 grados durante unos minutos, favoreciendo el secado por completo.

Contáctenos









    Suscríbase a la newsletter


    News